Sin mucho que decir.

noviembre 24, 2007

leaf2.jpg

Así anochece,
así es la hoja que trae el viento a mi mano,
así me encuentra el fantasma
que acecha mi cama
y duerme a mi lado
aún sí mi sueño le amenaza,
así son las ganas
como cristal en la hoguera,
así soy en la noche de luna negra,
así es la luna que no tiembla
y se esconde de mí
porque me quiere como ella,
así es el tiempo cuando
encuentra lo corto y lo vivos que somos,
así somos, uno solo,
así es mi viejo cuando toca lo perdurable del suelo,
así eres tú bajo mi más extraño sentimiento,
así son las cosas,
como el muerto olvidado,
así es el recuerdo que pierde su nombre
cuando el mundo se olvida de nosotros,
triste.

H.

329618172_01e20a80e3.jpg

En la película Brokeback Mountain, se hace una referencia al pasado de Ennis del Mar, quien recuerda que en su niñez dos hombres ancianos vivían juntos en una relación, aunque eran bastante rudos eran el hazmereír del pueblo y finalmente uno de ellos la victima de crimenes de odio.

Todo eso me hizo pensar, porque había ciertas cosas que me hacían ruido de la situación, ¿Hombres ancianos homosexuales? y ¿viviendo una relación de pareja justo en medio del midwestern americano? La situación puede parecer casi imposible, no dudo que hubiera homosexuales en ese lugar y en esa época pero imagino que todos se encontraban muy bien guardados en el closet.

Dejando de lado la situación de la película, me pregunto ¿Cuantas personas homosexuales de la tercera edad he visto por la calle? Ya me imagino que alguien levantará la mano y dirá, pero ¿cómo reconocer un homosexual por la calle? La primera respuesta obvia es si el homosexual es amanerado, y eso no cubre todo el espectro gay de la sociedad. Tomando en consideración que nadie de nosotros tiene un gaydar preciso, entonces mejor preguntémonos ¿Cuantos homosexuales de la tercera edad conoces?, ¿Cuantos ancianos viven solos y sabes que nunca formaron una familia?, ¿Cuantos hombres conoces que muestren cierta femeneidad y un montón de arrugas de edad?, ¿Cuantos viejitos no cuentan nada sobre las mujeres que conquistaron en los 40’s y 50’s y prefieren quedarse callados? ¿Cuantos hombres viejos conoces que viven en pareja y su relación parece que va más alla de la amistad y la fraternidad?

Tú como homosexual ¿Te has imaginado siendo un hombre de edad avanzada?

Y a todo esto surgen nuevas preguntas, ¿Será que pocos de nosotros nos atrevemos a pensar en la tercera edad porque nos predisponemos a la condena del VIH e inconscientemente no imaginamos llegar a esa edad?, ¿Será que imaginamos que nos casaremos para evitar la condena social?, o ¿Será que preferimos evitar el tema porque sabemos que lo único seguro que nos espera será la soledad, sin familia en cual apoyarte?, y para aquellos que crean en las nuevas familias gay (que en realidad son parejas nada más), ¿resistirá esa relación los embates del tiempo y de la rutina, la falta de hijos que crean los lazos de cariño en una familia?

Hoy me pregunté demasiadas cosas, que quizá sean demasiado tontas.

Dear Leonard.

noviembre 3, 2007

th-4707r.jpg

Dear Leonard. To look life in the face, always, to look life in the face and to know it for what it is. At last to know it, to love it for what it is, and then, to put it away. Leonard, always the years between us, always the years. Always the love. Always the hours.